​Los errores más comunes al organizar una carrera de running

  • 0

En España se celebran cerca de 4.000 carreras al año, más de 10 al día, si bien debemos tener en cuenta que, en su mayoría suelen realizarse los fines de semana.

Esto es porque el running es uno de los deportes que más aceptación están teniendo en los últimos años, pues más de dos millones de personas en el país afirman que salen a correr todas las semanas.

Si te dedicas a organizar una carrera de running debes saber que aumenta el interés por éstas por parte de los usuarios, ya sean carreras solidarias, de forma amateur o bien algo más especializada.

Celebrar estas actividades requiere de experiencia y profesionalidad, pues, para que todo salga a la perfección, deben establecerse una serie de parámetros, normas y reglas. Veamos los errores más comunes.

Errores a evitar

No dar información suficiente sobre la carrera. Es algo esencial explicar a los usuarios en qué consiste la carrera de running, el número de km, el circuito, cuál es el objetivo, quien puede participar y quien no…

Debe estar muy claro, dentro de un dossier explicativo, donde habrá, primero, la información básica y luego el protocolo de actuación del recorrido.

Esto también incluye informar bien de los tiempos del evento. Pues es algo bastante común que los no-profesionales se presenten 15 minutos antes de que empiece la carrera, y este percance pude retrasar su inicio.

No tener en cuenta las inclemencias del tiempo. Si eres una empresa con algo de experiencia en turismo activo, ya sabes de sobras que los factores climatológicos son básicos para realizar cualquier actividad al aire libre.

En las carreras de running tendremos un margen suficiente de tiempo para saber si lloverá y se podrá llevar a cabo la carrera dentro de lo establecido o bien buscar un plan B e informar de la suspensión de la carrera para otro día. Esta opción es la mejor decisión por lo que pueda pasar.

New Call-to-action


Mala señalización del circuito. Si el circuito de la carrera no está óptimamente señalizado, los participantes no sabrán el recorrido que deben seguir. No solamente estará señalizado, sino que entregaremos antes la información que lo indique.

Poco servicio de avituallamiento. Es importante dar un buen servicio de avituallamiento, al menos cada 5 km. En el caso de que se trate de una carrera más larga, necesitaremos tanto líquido (agua principalmente o bebidas isotónicas) como algo de sólido.

Colas interminables. A la hora de organizar una carrera de running también vigilaremos que no haya muchas colas.

Es fácil que en la entrega de dorsales se formen colas de más de 20 minutos, y lo mismo puede suceder en las zonas de avituallamientos. En estos casos la previsión es clave.

Por ejemplo, si sabemos que contamos con poco personal o tenemos una carrera con muchos participantes, podemos planificar la entrega de dorsales para un día anterior al comienzo de la carrera.

Falta de personal. Si falta personal en la carrera, los corredores no estarán atendidos adecuadamente y pueden surgir fallos.

Además de contar con suficiente personal, los responsables de cada una de las áreas deben ser profesionales experimentados.

Si dejamos como responsables de un punto importante a un voluntario sin experiencia, pueden darse problemas.

El número de personas que necesitamos depende de la cantidad de participantes y de la tipología de la carrera de running; cuanto más complicada, más personal necesitarás, si bien, para cualquier evento, necesitaremos un mínimo de unas 25-30 personas.

Si se realiza un circuito urbano, entonces es normal aumentar el número de voluntarios, entre policía, protección civil etc. Es obligatorio, por seguridad, poner al menos a un voluntario en cada cruce.

Hacerlo todo sin subcontratar. No sabemos ni podemos hacerlo todo correctamente. De manera que la subcontratación de servicios a empresas especializadas es algo básico, más barato y más fácil.

Podemos delegar en empresas el avituallamiento, material (sudaderas, dorsales), plataforma de inscripciones, megafonía, carpa, mesas…

Falta de cronometraje profesional. El cronometraje es uno de los puntos más importantes en cualquier carrera.

Para hacerlo de forma correcta, son necesarios equipos caros difíciles de manejar y contar con la experiencia necesaria para poder hacerlo correctamente. Es uno de los servicios que más aconsejamos subcontratar.

No contar con el apoyo de los ayuntamientos. Organizar una carrera de running implica una buena cantidad de permisos y papeleo, y es mucho más fácil de conseguir si contamos con el apoyo del ayuntamiento y las entidades gubernamentales necesarias.

También conviene contar con su aprobación para recibir posibles subvenciones, voluntarios, apoyo policial o cesión de material necesario para organizar la carrera.

No contar con la seguridad que se requiere. Es un hecho totalmente imprescindible, que de no ser así, puede llevarnos un disgusto grande, como multas, reclamaciones y otros problemas.

Aquí también incluimos contar con el personal de asistencia médica suficiente.

En resumen

Organizar una carrera es un trabajo complejo que requiere mucha preparación y conocimiento para que llegue a buen puerto.

Si te ves superado por la tarea, siempre puedes pedir apoyo a empresas especializadas como nuestros compañeros de Athletic Events.

Ya sabes que para todo lo relacionado con seguros, desde Urquia&Bas estaremos encantados de ayudarte para que cuentes con toda la protección necesaria para que tu carrera sea un éxito.

New Call-to-action