¿Qué deportes de montaña se pueden practicar en la fase 2?

  • 0

¿Qué deportes de montaña se pueden practicar en la fase 2? Desde la Federación Vasca de Montaña (Euskal Mendizale Federazioa) y el Club de Senderismo de Valencia resuelven las dudas de los montañeros.

¿Qué deportes de montaña se pueden practicar en las distintas fases del Plan de Desescalada? Son muchas las preguntas que nos hacemos. Y para resolver nuestras dudas hemos hablado con entidades de dos comunidades que se encuentran en la fase 2: la Valenciana, desde el pasado lunes; y el País Vasco, ya con vistas a la fase 3. Son la Federación Vasca de Montaña (Euskal Mendizale Federazioa) y el Club de Senderismo de Valencia, quienes nos detallan cómo va a ser este proceso para los montañeros.

¿Qué deportes de montaña se pueden realizar en las distintas fases de desescalada, concretamente, en la 2?

Ciclistas en la montaña

En esta fase, la reciente modificación del artículo que excluía la movilidad por la provincia para la práctica deportiva (y que sólo hacía la excepción en los casos mencionados con anterioridad) y la eliminación de las franjas horarias para hacer deporte, “hace que esta fase sea sobre la que podamos hablar de una vuelta a los deportes de montaña de manera más generalizada. Sin embargo, falta por ver en cada comunidad autónoma las instrucciones y la interpretación que hace Delegación de Gobierno de esos cambios”.

En esta segunda fase, también aumenta el número de personas con las que podremos hacer la actividad (se permiten grupos de hasta 15 personas). “Pensemos que la limitación de movilidad en la fase 1 impedía muchos amantes de la montaña no federados acercarse a ella, y que en esta fase ya no tendrán ese impedimento (siempre y cuando en su comunidad autónoma se regule así). Y los federados también verán como la restricción horaria les permite volver a la montaña, con todas las garantías para la práctica y las peculiaridades de cada especialidad”, añaden desde el Club valenciano.

Además, en fase 2 ya podremos acceder a instalaciones deportivas cubiertas, como por ejemplo, rocódromos, pero al 30% de su aforo y cumpliendo con todos los requisitos normativos.

“En la fase 2, se pueden practicar todas las disciplinas deportivas en las que la individualidad esté garantizada, es decir, aquellas en los que se puedan dar las distancias mínimas recomendadas. Los grupos serán reducidos, para tener una menor dificultad en la gestión de los espacios, así como el protocolo de limpieza de manos y el uso de mascarilla, en caso de no poder guardarse las debidas distancias. En disciplinas técnicas como escalada y barrancos, en los que se comparte material, hay que poner atención especial”

Federación Vasca de Montaña

Para los que quieren ir a la montaña este verano. ¿Qué se podrá hacer y qué no con las medidas frente a la COVID-19?

“Seguimos estando en una situación muy cambiante en la que todos anhelamos un pronto regreso a la normalidad. Es evidente que la movilidad, los desplazamientos más largos, poco a poco, irán retornando”, expresan en la Federación Vasca de Montaña.

También añaden que “cualquier actividad podrá hacerse, siempre y cuando se mantengan las debidas precauciones antes citadas. Pero promover las actividades de día sin pernoctar, procurar no compartir materiales de otras personas y manejarse en grupos pequeños, pueden reducir los riesgos”.

Además, “si todo se desarrolla por los mismos cauces, las actividades en grupo pequeños no se deberían ver afectadas. Eso sí, los clubes de montaña no van a poder continuar con sus calendarios, dadas las restricciones que seguirán manteniéndose para prevenir los contagios”.

Grupo de personas haciendo trekking en la montaña

“Si la evolución de la infección sigue siendo favorable y las autoridades sanitarias no dicen lo contrario, en julio, agosto y septiembre podremos practicar cualquier deporte de montaña, siempre que mantengamos las distancias mínimas de seguridad”

Manil Raga, presidente del Club Senderista de Valencia

¿Se va a potenciar el deporte en montaña con la situación actual, ya que es una forma de evitar las aglomeraciones y la contaminación de la ciudad?

“Entiendo que este verano, por aquello de que ni podremos ni sería conveniente y la economía de más de uno y una no nos lo permitirá, serán los municipios de interior los que reciban un número más elevado de turistas”, argumenta Manil Raga.

“Indudablemente, los municipios tratarán de adecuar sus infraestructuras (senderos, áreas de recreo, etc…), para atender esa demanda y ser más atractivos como destino, pero dada la coyuntura económica actual será complicado que esas adecuaciones y mejoras sean significativas (al menos en los próximos meses) … Es obvio que aumentará el número de personas que andarán por la montaña, y además, mucho me temo que estos nuevos ‘montañeros y montañeras’, optarán por ir a los lugares más conocidos y más fotografiados, por lo que se encontrarán con parajes masificados”.

Su opinión es que, tras esta primera toma de contacto con una naturaleza “masificada”, y el propio esfuerzo físico que requiere la progresión por montaña, “muchos y muchas decidirán no repetir la experiencia”. Pero también habrá “otro número importante de personas que disfrutarán de entornos menos masificados mientras respiran aire puro. Es ese segmento el que se sumará al número de personas que practicamos montaña con asiduidad”, sentencia Raga.

En la Federación Vasca de Montaña opinan que, aparte de los aficionados a la montaña, “los no tan aficionados van a observar una oportunidad de tiempo libre sin el riesgo que conllevan otro tipo de turismos… Después de 60 días confinados, lo que se va a potenciar es salir al medio natural y respirar en libertad”. Y destacan lo siguiente: “sin llegar al alpinismo o la superación de grandes paredes escalando, hay que reivindicar el uso de los senderos homologados (SL, PR, GR) como recintos deportivos al aire libre en los cuales hubiera sido posible practicar deporte manteniendo las distancias de seguridad”.

Barranquismo

“El binomio montaña-salud, montaña-ocio, son combinaciones que en estos momentos tiene un gran valor y la gente se da cuenta de ello”

Federación Vasca de Montaña

¿Qué deportes de montaña van a ser los más practicados este verano?

Desde la Federación Vasca lo tienen claro: “el senderismo sigue siendo la actividad más popular y a la que más fácil se acercan quienes comienzan en la montaña”.

Y, por supuesto, desde el Club de Senderismo de Valencia, opinan igual: “es indiscutible que la primera aproximación a los deportes de montaña que hagan todos esos nuevos usuarios y usuarias de nuestros montes será a través de la especialidad del senderismo”, pues entienden que otras especialidades como la escalada o el barranquismo, requieren de una preparación previa y una experiencia, “y no se accede a su práctica de una manera tan sencilla e instantánea como pasa con el senderismo”.

Medidas que debe tomar todo senderista para evitar contagios

Tanto la Federación Vasca de Montaña como el Club de Senderismo de Valencia coinciden en que, para evitar contagios, las medidas más destacables y que debemos tener todos presentes cuando practiquemos deportes de montaña como el senderismo, son:

  • El frecuente lavado de manos.
  • Evitar llevarnos las manos a la boca, nariz, ojos.
  • Limpiar con frecuencia con toallitas higienizantes o solución hidroalcohólica nuestros móviles y agarres de los bastones (y otros elementos rígidos que usemos).
  • No compartir comida ni bebida y evitar hacernos las ‘famosas’ fotos de grupo. Básicamente, que cada uno lleve lo suyo y no lo ceda ni lo deje salvo en casos de fuerza mayor.
  • Evitar las paradas largas en puntos críticos (cimas, collados…)
  • En el caso de los caminantes, es indispensable mantener una distancia mínima de 2 metros si andamos en paralelo; y si lo hacemos en fila de uno, esa distancia debería ser de en torno a 4 metros, evitando que nuestra cabeza se encuentre en trayectoria directa con el “resuello” de la persona que llevamos delante. Tal y como apuntan en el Club de Senderismo.
  • En el caso de los corredores de montaña, desde la Federación Vasca de Montaña recomiendan mantener una distancia de 10 metros.
  • Y en los tramos con desnivel, tienen prioridad aquellas personas que suben.
  • Por otra parte, cuando no podamos mantener estas distancias de seguridad, haremos uso de las mascarilla; y si hemos de ayudar a alguien en algún paso complicado dándole la mano, lo haremos usando guantes de látex o de nitrilo. Como recomendación, y para tener a mano estos elementos, así como la solución hidroalcohólica, se recomienda llevar ropa con bolsillos.
  • El desplazamiento al lugar donde vayamos a realizar la actividad lo haremos siguiendo las instrucciones de las autoridades al respecto (distribución de plazas en el coche y uso de mascarillas).
  • En nuestro botiquín personal habitual, incluiremos alguna mascarilla FFP2 (por si hemos de practicar primeros auxilios a alguien) y guantes extra.
  • El uso de gafas de sol o transparentes que cubran completamente los ojos se convierte también en un elemento indispensable de nuestro equipo Post-COVI-19.
  • Hay que llevar bolsas de plástico para desechar el material de higiene no reutilizable y nuestros residuos.

En cuanto a la higiene, posterior al llegar a casa, deberemos proceder a desinfectar nuestro equipo correctamente y a someterlo a una cuarentena de 72 horas. Las suelas de nuestras botas las limpiaremos con una solución de agua y lejía. La ropa la lavaremos con agua a 65º y jabón, y para la desinfección de otros elementos textiles, podemos usar, por ejemplo, Sanytol. El material rígido (bastones, gps, etcétera), lo podemos lavar con toallitas desinfectantes. Además, una vez hayamos desinfectado nuestro equipo, es conveniente dejarlo en cuarentena durante 72 horas, en algún lugar ventilado no expuesto al sol.

Y con los niños, ¿habría que adoptar alguna medida especial para practicar deporte en la montaña?

“Con los niños siempre hay que tener especial atención, puesto que siempre pueden ser un colectivo vulnerable. Será más difícil que la responsabilidad individual que se le exige a los adultos en cuanto a la atención a las recomendaciones sanitarias”, explican desde la Federación Vasca de Montaña.

Asimismo, “no deberemos olvidar la importancia de una buena planificación, especial atención a la alimentación e hidratación, equiparnos adecuadamente; y más que nunca, ser sensatos en nuestras decisiones”.

Y desde el Club de Senderismo de Valencia recomiendan que, si se sale en grupo a la montaña, se evite hacerlo con niños no convivientes. “A veces esto es inevitable, y se juntarán varias familias con sus diferentes hijos e hijas; por lo que habrá que mantener una supervisión directa y cercana a todo lo que puedan hacer”.

¿Cambiará mucho el montañismo con las medidas que hay que adoptar por la pandemia de COVID-19?

“Por desgracia esta ‘nueva normalidad’ va a afectar mucho a los deportes de montaña, en general, por la propia idiosincrasia de estos. Se trata de deportes no competitivos, donde los esfuerzos se prolongan durante horas y en los que el sentimiento de grupo está muy patente; creándose vínculos personales muy fuertes, basados en la confianza plena”.

“Cualquiera que haya hecho montaña conoce aquella sentencia que dice ‘la montaña es compartir’, así que, para gente como nosotros acostumbrada a compartir y a dejar nuestra vida en manos de nuestros compañeros, esa nueva manera de hacer montaña nos va a costar de asimilar”

Club de Senderismo de Valencia

Por su parte, desde la Federación Vasca de Montaña opinan que el montañismo no cambiará: “simplemente deberemos ser más cautos e interiorizar protocolos que antes no teníamos. Los guantes, las mascarillas y los geles hidroalcohólicos serán elementos que irán en nuestras mochilas y botiquines, y que antes, evidentemente, no existían. Por tanto, ejercer una mayor responsabilidad en nuestras actuaciones es la solución”.

Conclusión: ¿qué decirle a todo aquel que quiera regresar a la montaña?

Los expertos montañeros tienen claro que, todo aquel que quiera regresar a la montaña tiene que estar preparado sabiendo lo siguiente:

  1. La montaña no es la misma que dejamos el día que nos confinamos, según afirman en el Club de Senderismo de Valencia: “Hemos tenido una primavera lluviosa con episodios de precipitaciones torrenciales en muchas zonas de España. Esto ha provocado que haya sendas impracticables por la falta de mantenimiento, por las reparaciones de los desperfectos provocados por dichas lluvias o por encontrarse cerradas por la vegetación”.
  2. Hay que reemprender la actividad de forma gradual y escalonada. Por lo tanto, actuar y tomar las decisiones adecuadas en cada momento serán las premisas que hay que tener en cuenta en nuestras actividades en la montaña. Tal y como cuentan desde Euskal Mendizale Federazioa, “el primer fin de semana en el que se pudo salir de casa mostró un grado demasiado elevado de torceduras de tobillos, esguinces, dolores en las articulaciones… Pues han sido 60 días sin practicar actividad o ésta se ha visto reducida al espacio en el que vivimos”.
  3. También hablan del hecho de que, en nuestra ausencia, el reino animal ha ido recuperando su espacio. Por ello, “es fácil que, donde antes no había nada, ahora haya madrigueras y nidos, incluso de especies protegidas, y tendremos que ser especialmente cautelosos para evitar dañarlos”, añaden los senderistas.

Ahora que ya tenemos despejadas todas nuestras dudas acerca de qué deportes de montaña se pueden hacer en fase 1 y 2, recordad que, si tenéis un club, asociación o centro excursionista o sois guías de montaña, podréis encontrar información de cómo contratar un seguro.